Álvaro Sanz

Blog old

Salir de la Isla

No fue fácil dejar la Isla, Bullerö, ese pedazo de tierra en el Archipiélago de Estocolmo que nos hizo de hogar hace ya unos meses. 

Tampoco ha sido fácil pensar en partir hacia Noruega mañana. Dejar en tierra personas a las que amo que todavía no conocen la dimensión de la distancia, del tiempo, ni del amor. Los viajes nos hacen fuertes, grandes, nos hacen entender el mundo, la diversidad, el factor tiempo... y nos hacen recordar, también, lo felices que somos en casa.